Hasta pronto Torreón

Posted on diciembre 14, 2008. Filed under: La crónica |

Isla jamaiquina recibía en el Parque Municipal a nuestros valdivianos contra la “academia” de Magallanes, último partido de la temporada en casa para los albirojos y despedida para 2 símbolos de la casa del Torreón, nuestro capitán, Víctor Hernández y el siempre laborioso Pato Soto.

El estadio entero reía y esperaba la victoria de los nuestros, siendo quizás la única presión el sol que nos hacía sudar como salitreros y/o la adquisición de los nuevos gorritos que el comerciante diligente hizo para la fanaticada local.

El Torreón saltó por última vez en Valdivia a la cancha este 2008, con línea de 5 en el fondo con laterales constantemente proyectables (Aquevedo-Aguilar-Soto- Brito-Hernández), con 2 en la contención-creación (Gomez, Lovera), Melo nuevamente de enganche y 2 puntas netos (Muñoz y Monroy). Un esquema clásicamente defensivo en la teoría del fútbol, que había dado resultados más que satisfactorios a mitad de semana contra Ovalle.

Los nuestros salieron con todo y adelantando las líneas de manera impresionante especialmente por las bandas, se apoderararon del partido en su primera mitad, toque tras toque dejaron en ridículo al equipo santiaguino y fue así, desbordando por izquierda con sorpresa y velocidad que Monroy prefiere enviar el centro atrás (que es medio gol siempre) para que llegara el Franco Gomez o el “Pinilla” Gomez y con decidido toque de borde interno, la deposite en el fondo de las redes del municipal de Valdivia. ¡Gol del Torreón! al inicio del partido, fácil, eficiente y redondo, este gol bello, fue el último como local en este 2008.

El resto del primer tiempo no reviste importancia, dominamos, jugamos, adelantámos las líneas y Magallanes no sabía lo que quería, fue un primer tiempo redondo y como las cosas de este mundo siempre traen algo de surrealismo envuelto en ellas, comienzan los cánticos contra Soto… incomprensibles muchachos, al menos la última parte, después de insinuar algo con el copete, todo se perdía en un murmullo extraño… nadie entendía nada, pero pronto se entendería todo.
Tranquila y solidamente, nos fuimos 1 a 0 ganando al descanso.

El entretiempo estuvo lleno de diálogos entre la hinchada valdiviana, creíamos tener el partido en el bolsillo y en ese relajo de Jamaica se conocieron varios hinchas, buena onda infinita en la galera valdiviana.

Y se vino el segundo tiempo. Magallanes mete 3 cambios y sale con todo por el empate, los albirojos mantienen el mismo equipo y era de esperar, porque francamente en la banca no tenemos nada, por ahí supe que se fue el Pato Jerez, una lástima… ¿qué es del zurdo Villagrán y de Rubilar? en fin, salimos a especular, con nuestra linea de 5 que se nutría con 1 contención y los restantes mediocampistas igualmente corriendo para recuperar. ¡Profe Soto!, yo no sé que concepto futbolístico tenga usted, infiero que es de solucionar, parchar necesidades y primero defender para después atacar, yo tengo paciencia y creo en los procesos porque veo los partidos relativamente tranquilo, pero no así la inmensa mayoría de los valdivianos y ni que decir los Valxlluvia, que comenzaron a cantarle, que lo humillaron, que lo desafiaron a algo, algo que es difuso y difícil de definir, más que la rabia de ver un juego deslucido de local.

Yo no entiendo cabros, sinceramente ¿que quisieron hacer con esos cantos?. Soto agarró el barco en llamas y ha intentado sacarlo a flote, les recuerdo a su odiado Lopez, que terminó puntero de la regular, se fué y llegó Soto, ustedes aplaudieron, se regocijaron y pese a todo, no pudimos salir del pozo… es triste, pero a mi juicio es más triste emprenderlas contra una persona, en una empresa que al menos tiene 3 miembros, jugadores, dirigentes y técnico. No encuentro justificada su actitud, es cierto que una barra es una pasión irracional, pero tampoco perdamos un poco de ideas para respaldar lo que quisieron hace menos de 3 meses y sea como sea, un equipo que Soto no creó, por más que haya dicho en los medios locales que: “venía a ser campeón”, siempre hay demagogias en estas cosas.

Mi intención no es defender a Soto, de un inicio he criticado su extremismo defensivo y sus inventos posicionales; sino que lo que quiero hacer ver, es que mucho de ese dolor del hincha no recae solo en el deté, sino que hay muchos otros factores que determinan las cosas, por ejemplo, hasta los mismos jugadores se veían fundidos fisicamente, optando por quedarse atrás en lugar de desplegarse, lo cual es normal y entendible y esperable y aceptable tras un largo año con muchos partidos, pero bueno, quizás por el poco tiempo aún no entienden que quiere el deté, quizás ni él mismo sepa que quiere… eso si, también hubo excepciones de varios que metieron y corrieron los 90 todo este año, no todos, a simple vista, el resto físico dejó mucho que desear, aún así es lógico culpar a la cabeza y lider del proceso, lógico, pero no lo comparto por ser apresurado.

Así con los pájaros de mal agüero, se calló solo un palitroque albiceleste en nuestra área y el indeseable cobra penal.

Despertó el municipal de Valdivia de la siesta exitista, despertamos todos de nuestro letargo de espectador. Bustos ataja el penal, pero el rebote es conectado por algún infeliz y se va al fondo de las redes, gol de Magallanes, empate a uno.

Y yo nuevamente, no entiendo porque la emprendieron contra Soto, los hinchas le gritaban ¡parate de la banca! ¡gritale a los muchachos! ¡te ganai la plata sentado!¡ levanta la raja!, etc y jugaba como siempre, abusando del pelotazo por la banda izquierda y tratando de desbordar. ¡Ojo con eso!, lo que plantea Valdivia es verticalizar, es simplificar el juego, llegar rápido y anotar, pero siempre con una defensa que garantice la superioridad númerica con el rival; te meten 2 delanteros, ponemos 3 defensas, un mediocampista rival sube, te baja un contención. Siempre la superioridad numérica en el fondo, eso es un dogma en nuestro equipo, tanto así como el pelotazo a los delanteros abiertos. Ojalá encontremos el equilibrio.

Simple fútbol el que se quiere saltar el mediocampo, ratón para muchos, mal defendido para mi, pero a pesar de todas las críticas, funcionó porque nos generamos muchas oportunidades después del empate y porque no estamos tan alejados de la mano de Dios y nos mandó a un Pancho Muñoz que es un gran futbolista, no un impresionante futbolista, pero si un gran futbolista, que no tiene miedo a pedirla y gambetear, él simplifica mucho de lo que somos, orgullo, vértigo y simpleza en nuestros ataques, pero mala fortuna en la definición, porque ¿cuantos goles nos perdimos? ¿1, 2 ,3 ?, ¡facilmente 6 goles!, cantados y/o atajados por esa especie de portero fosforescente que ataja en Magallanes. ¿es culpa de Soto muchachos que no entre? yo personalmente dudo que si se para de la banca, o con un grito más aporte tanto viento para que el balón se meta al arco rival … ¿que quieren como fútbol? ¿quieren que el equipo juegue con 3 arriba, con 3 atrás y que nos metan 3 para nosotros meter 4?… yo sinceramente no lo sé… pero de que tuvimos mala cuea, la tuvimos y de que dominamos, DOMINAMOS… no está bien ser exitistas, el aguante no está solo en cantar y saltar los 90 de un partido, el aguante está en creer y en saber a lo que juega el equipo, observar lo que somos y exigirles en eso que todos den el máximo, pero sobre todo en creer.

Este, simplemente fue un empate de mierda, que no fue victoria porque el Pancho Muñoz andaba en un mal día y el resto de los muchachos se notaron cansados tras un largo año… ¿me van negar que muchas veces el equipo parecía Muñoz + 10?… aún así sea como sea, siendo colistas de 3ª división, este equipo me brindó un partido emocionante, al final pudimos estrecharnos las manos hinchas y jugadores, pudimos cantarle a nuestro capitán que fue injustamente expulsado, pudimos ver a nuestro arquero ondeando una bandera albiroja, algunos pudieron obtener la camiseta de sus jugador favorito, pudimos saltar, pudimos sufrir, pudimos putear, pudimos reir, durante todo un año… y eso es impagable, porque sea como sea que nos tomemos el fútbol, ¡el fútbol no deja de ser un juego!, un juego simple y épico, donde 11 por lado compiten por una meta, ganar… todos los que lo vemos desde fuera soñamos con que ese ganar sea siempre y eso es porque todos queremos patearla, porque todos queremos hacer un gol y gritarlo con nuestra gente, puras buenas intenciones… eso es todo, nunca olvidemos lo que somos, simples expectadores que sueñan a través de los designios de 11 jugadores en 100 metros de prado. Amén.

Crónica enviada por Jorge

PORMENORES

VALDIVIA (1): Bustos; Soto, Aguilar, Brito; Hernández, Aquevedo, Gómez, Lovera; Melo; Muñoz, Monrroy. DT. Eduardo Soto.

MAGALLANES (1): Seguel; Magaña, Reyes, López, Jerez; Celsi (Césped), Cisterna, Galleguillos, Gallardo (Saavedra); Ávila (Basáez), Ojeda. DT. Osvaldo “Arica” Hurtado.

Goles: 8’ Gómez (1-0), 52’ Saavedra (1-1).

Expulsado: Hernández (VAL).

Árbitro: Claudio Cornejo.

Make a Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: